Tiempo de vendimia: previsiones para España, Italia y Francia

La web especializada www.tecnovino.con recoge una visión de la presente campaña

La web especializada www.tecnovino.con recoge una visión de la presente campaña de vendimia en los tres principales países productores a nivel mundial: España, Francia e Italia.

En la información, diversas organizaciones dan una visión de cómo se presenta la actual campaña y qué posibles resultados puede tener.

Cooperativas Agro-alimentarias de España cifra las previsiones en el ámbito nacional en 39 millones de hectolitros, lo que supone una campaña media-baja respecto a los cinco últimos años; es decir, un -22,5% menos que la campaña anterior, ya que la práctica totalidad de las Comunidades Autónomas obtendrán un descenso, más acentuado en el centro y sur peninsular que en el Levante y el tercio norte, estas últimas regiones menos afectadas por la sequía; aunque esta cifra estará muy condicionada por la principal Comunidad Autónoma productora que es Castilla-La Mancha.

Francia e Italia

En el contexto europeo, tras las primeras previsiones realizadas por el Ministerio de Agricultura francés el pasado mes de julio, de 44,6 millones de hl de vino, se volvería a niveles de producción medios, al disminuir respecto a la importante cosecha del año pasado un -10% (debido en general a la lluvia y frío en pleno período de floración de todas las regiones galas, y a las olas de calor que afectaron al centro, Languedoc-Rousillon y Valle del Ródano), configurando una cosecha media respecto a los últimos cinco años.

Tanto Francia como Italia -esta última volviendo también a una cosecha media que rondaría los 50 millones de hl, aunque aún no se han emitido previsiones oficiales-, al igual que España, esperan un aumento de existencias de producto sin retirar de la campaña pasada.

Por tanto, desde Cooperativas se espera una producción europea cercana a los 165-167 millones de hl, ligeramente por debajo de la media de las últimas cinco campañas (168 mill. hl), y un -11% menos que la campaña pasada en la que se rozó el record del presente siglo con 189,1 millones de hl de vino y mosto.

Ante dichos datos, Juan Fuente, portavoz sectorial de Cooperativas Agro-alimentarias Castilla-La Mancha ha hecho especial hincapié ante las bodegas cooperativas de Castilla-La Mancha “que con la bajada productiva que corregiría el desequilibrio provocado en la pasada campaña, compensando las existencias acumuladas del año anterior, esperamos abastecer el mercado de la próxima campaña 2019/20 con productos diferenciados y de calidad, con el fin de captar mayor valor y reconocimiento en los mercados vitivinícolas internacionales”, resaltando también “que sigue siendo necesario dar un mensaje de moderación, en cuanto a los rendimientos agronómicos en los regadíos, y la necesidad de incidir en normas que incentiven la autorregulación del sector ajustando en calidad y en cantidad lo que seamos capaces de colocar en el mercado a precios remunerativos”.

OeMv

Con las cifras de existencias a mayo del 2019 y una estimación relativamente optimista de ventas hasta julio, para el Observatorio Español del Mercado del Vino (OeMv) la actual campaña podría terminar con unos 38 millones de hectolitros en stock, que suponen entre 7 y 8 millones más que a igual fecha del año anterior y entre 4 o 5 millones más que la media de los últimos años.

Una producción de entre 44 y 48 millones de hectolitros llevaría las disponibilidades totales a una horquilla entre 82 y 86 millones de hectolitros, señalan.

Unión de Uniones

La sectorial vitivinícola de Unión de Uniones considera que no debería haber especiales problemas “salvo que se creen artificialmente”, ya que una cosecha media-corta tanto a nivel nacional como en la UE y el buen ritmo de salidas, debería compensar los stocks de inicio de campaña superiores a años anteriores. La organización reclama una acción inspectora rigurosa para acabar con las irregularidades que lastran su funcionamiento.

Según los datos barajados por Unión de Uniones, la sequía y diversos episodios graves de pedrisco, pueden dejar una vendimia del orden de los 39-40 millones de hectolitros a nivel nacional, que es una cosecha casi un 20 % por debajo de la anterior y aproximadamente un 6 % inferior a la media de los cinco años anteriores.

Los otros dos principales países de la UE tampoco tienen buenas producciones. En el caso de Francia estaría en el entorno de los 43 millones de hectolitros, inferior a su media de los últimos años si se descuenta la excepcionalmente mala del 17. También Italia volvería a sus niveles medios de alrededor de 49-50 millones de hectolitros y, en definitiva, todo ello dejaría la cosecha europea en valores de unos 165 millones de hectolitros.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

12 + 5 =