Solicita una moratoria para modificar la ley que regula la prohibición de la quema de restos de poda agrarias

Jóvenes Agricultores y Ganaderos de Cataluña

Residuos de podas

Jóvenes Agricultores y Ganaderos de Cataluña considera “inaceptable e inasumible” para el sector agropecuario la prohibición de la quema de los restos de poda contemplada en la nueva Ley de Residuos para una Economía Circular, publicada en el Boletín Oficial del Estado el 9 de abril de 2022.

Esta normativa recoge como únicas excepcionalidades la justificación por motivos fitosanitarios, es decir, en caso de que estén afectadas por una plaga, o peligro de incendios.

Lamentan que la nueva ley no permite quemar los restos vegetales y advierten de que su incumplimiento puede acarrear multas de entre 2.000 y 100.000 euros.

La organización agraria ha anunciado que pedirá una moratoria de la aplicación de la ley estatal reguladora de residuos con el objetivo de modificar el párrafo que regula esta prohibición, y efectuará toda la presión que sea necesaria en el Ministerio de Agricultura, en el Gobierno catalán y en los partidos políticos para que esta situación “que afecta gravemente al sector se revierta con la máxima celeridad”.

Por otra parte, van a trabajar para que desde la Agencia de Residuos (ARC), se acepte que los restos vegetales no tengan consideración de «residuo».

Indican que solo en Cataluña se gestionan aproximadamente 120.000 autorizaciones de quema de vegetales al año. El tratamiento biológico en grandes volúmenes puede representar un incremento de entre 1.000 y 1.500 euros por hectárea para el agricultor.

Publicidad

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

12 − seis =