La próxima Política Agrícola Común (PAC) fomentará el uso de los recursos disponibles para la cabaña ganadera nacional

Con ayudas a ganaderos de ovino y caprino sin pastos a su disposición y que pastorean rastrojeras y barbechos; a los cultivos proteicos y a la ganadería extensiva

El Plan Estratégico para la Política Agrícola Común (PAC) 2023-2027, que se encuentra en periodo de información pública hasta el 4 de febrero de 2022, contempla una serie de medidas para fomentar el uso de los recursos disponibles (tanto recursos pastables como cultivos forrajeros) para la cabaña ganadera nacional disminuyendo así la dependencia exterior de materias primas destinadas a alimentación animal.

Entre las ayudas se recogen:

-Ayuda asociada a los ganaderos de ovino y caprino sin pastos a su disposición y que pastorean rastrojeras y barbechos, que favorece el aprovechamiento de estas superficies agrícolas por parte de los ganaderos fomentando además la economía circular. Esta ayuda cuenta con una asignación financiera indicativa de 20 millones de euros y forma parte de las ayudas asociadas al ovino y caprino.

-Ayudas a los cultivos proteicos: Plan proteico que abarca un conjunto de ayudas asociadas, incluida una ayuda al cultivo de leguminosas, una ayuda al cultivo de oleaginosas y una ayuda a la producción de semilla certificada de leguminosas. Con ellas, se pretende contribuir a la reducción del elevado déficit interno de proteína vegetal.

-El apoyo a la ganadería extensiva a través de una práctica beneficiosa para el medio ambiente (ecoesquemas) favorecerá el mantenimiento de los pastos y, por ende, la posibilidad de proporcionar bienes públicos y producción en base a recursos propios cuyo aprovechamiento debe maximizarse.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

once + cinco =