Las ayudas Leader supondrán impulso para pueblos y aliciente para emprendedores

La Red Castellano Manchega de Desarrollo Rural (RECAMDER) ha celebrado en Pedro Muñoz (Ciudad Real) su Asamblea General

Presidentes, gerentes y técnicos de los Grupos de Desarrollo Rural de toda Castilla-La Mancha integrados en la Red Castellano Manchega de Desarrollo Rural (RECAMDER) han asistido a la Asamblea General, en la que se han tratado diferentes temas relacionados con el desarrollo del medio rural, el nuevo programa 2014-2020, el funcionamiento de la red regional y los principales problemas a los que se enfrentan los Grupos de Acción Local a la hora de desempeñar sus tareas en sus correspondientes territorios.

El presidente de RECAMDER, José Juan Fernández, ha explicado que en dos semanas la Consejería de Agricultura de Castilla-La Mancha firmará los convenios con los Grupos de Desarrollo Rural “para que éstos puedan recibir la primera asignación de fondos del programa Leader y comenzar así a tramitar expedientes de ayudas para proyectos de emprendedores que quieran asentarse en el medio rural y generar empleo”.

Fernández ha recordado que “los fondos Leader también sirven para conservar y mejorar el patrimonio cultural y natural de los municipios, para mejorar las infraestructuras de las poblaciones rurales, para diversificar la economía local y, en definitiva, para revitalizar el medio rural, por lo que el nuevo Programa de Desarrollo Rural supondrá un impulso importante para nuestros pueblos y un aliciente para todas las familias e inversores que han apostado y siguen apostando por el medio rural”.

recamder1

En cuanto al nuevo programa de Desarrollo Rural, Fernández ha explicado que desde RECAMDER se está llevando a cabo una negociación constante y continuada con la Consejería de Agricultura y con la Dirección General de Desarrollo Rural para hacerles llegar las demandas de los Grupos de Acción Local “con el fin de que la aplicación del nuevo programa tenga efectos más positivos en cada territorio”. Asimismo, ha destacado la “discriminación positiva” de los municipios o núcleos de población de menos de 1.000 habitantes, que podrán beneficiarse de más facilidades a la hora de poner en marcha proyectos. Con esta medida, se pretende contrarrestar las dificultades propias que se derivan de la ruralidad de estos núcleos donde el nivel de despoblamiento es más elevado.

Otro de los puntos tratados en la Asamblea ha sido solicitar a la Junta de Comunidades que ciertas medidas recogidas en el PDR relativas a ayudas relacionadas con la creación de empresas para actividades no agrícolas en zonas rurales; creación y desarrollo de actividades no agrícolas; inversiones en creación, mejora o ampliación de todo tipo de pequeñas infraestructuras, incluidas energías renovables y ahorro energético; y el mantenimiento, recuperación y rehabilitación del patrimonio rural, puedan ser incluidas en la metodología Leader y gestionadas por los Grupos de Acción Local. De esta forma, y “dado que los Grupos son los mejores conocedores de los territorios rurales y de sus necesidades y que se extienden por toda la geografía regional, se podría llegar más fácilmente y de una forma más eficaz y eficiente a los posibles beneficiarios”, ha apuntado Fernández.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

5 × dos =