Cooperativas Agro-alimentarias Castilla-La Mancha celebra su Asamblea General

Cooperativas Agro-alimentarias Castilla-La Mancha ha celebrado este viernes su Asamblea General en el Teatro Auditorio Municipal de Alcázar de San Juan (Ciudad Real), con aforo limitado, pero con una importante presencia de responsables y miembros del cooperativismo agrario regional.

Una asamblea donde tras proceder a la aprobación de las Cuentas 2020 y Plan de Actuación 2021 presentado por el director de la organización, Juan Miguel del Real, se llevó a cabo el reconocimiento a la labor profesional de trabajadores de la Organización, este año, en las personas de Elisa Romero y Francisca Izquierdo por sus 30 años en la entidad, Enrique González, 20 años y Pedro Castellano y Tomás Merino por sus 10 años de implicación en el mundo cooperativo. Poniendo el broche de oro la entrega de la Insignia de Oro de Cooperativas Agro-alimentarias Castilla-La Mancha durante la clausura al expresidente del Consejo Regulador Denominación de Origen La Mancha, Gregorio Marín-Zarco; Antonio Zahonero Celada, expresidente de SAT Coagral y expresidente de APAG Guadalajara y a Alejandro Alonso Núñez, quien fuera consejero de Agricultura y Medio Ambiente, Diputado Nacional por el PSOE y miembro de la Comisión de Agricultura.

El presidente de Cooperativas Agro-alimentarias Castilla-La Mancha, Ángel Villafranca, reivindicó una vez más la figura de las cooperativas “somos de la sociedad, de la sociedad rural, nos ha tocado pasar al igual que al resto de la sociedad un momento crítico pero hemos sabido dar la talla y atender las necesidades de las personas: alimentar a los ciudadanos de España y a los ciudadanos del mundo”.

Trasladó al consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, para que lo hiciera llegar Gobierno regional que, “creemos que la sociedad tiene que reconocer la actividad de las cooperativas como una actividad económica pero ante todo es una actividad con hombres y mujeres detrás que hacen sostenible la sociedad en la que vivimos hoy. Un pilar fundamental en la economía social”.

“Para nosotros la PAC -continuó Villafranca-, no estamos en contra de que sea verde, pero sí queremos que sea una PAC para personas. Detrás de esta PAC tiene que haber hombres y mujeres porque debe ser sostenible tanto en lo económico como en lo social. Por supuesto que va a ser sostenible medioambientalmente, pero también debe ser posible y realizable, que no contemple figuras que no corresponden con nuestro territorio. Y por encima de todo tenemos que buscar la convergencia. En este momento hay una dificultad importante para poder llevar a cabo la negociación, confiamos en que nuestra Administración regional y nuestro Ministerio sean capaces de acertar en este último tramo porque hay un período importante de futuro y ese futuro tiene que estar ligado al agua”.

Otro de los temas de relevancia que se expusieron en la Asamblea fue el tema del agua “necesitamos agua, pero agua que tiene que ser distribuida de forma equitativa, que no puede poner en peligro el crecimiento de nuestras cooperativas y de nuestra sociedad, si queremos luchar contra la despoblación”.

Ley de la Viña y el Vino de Castilla-La Mancha

Por último, Villafranca apuntó que la Ley de la Viña y el Vino de Castilla-La Mancha tiene que garantizar la trazabilidad y la calidad del producto por encima de todo, porque detrás de una viña hay hombres y mujeres que no se deslocalizan, que viven en el territorio y sirven para poner en valor la continuidad de nuestras historia”, finalizando, en otro orden de cosas, que “las cooperativas cumplimos la Ley de la Cadena Alimentaria” y que las próximas resoluciones pendientes en el Parlamento en esta materia, deben de proteger a las cooperativas.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

dieciocho + once =