Mientras los agricultores se arruinan por el precio de los fertilizantes, los fabricantes han aumentado los beneficios un 400 por cien

Según denuncia UPA-COAG Castilla y León, los agricultores estarían abonando a pérdidas

fertilizantes

Muchos agricultores de Castilla y León, hoy por hoy, estarían abonando a pérdidas. Esto es, con los precios actuales de cultivos como cereales, perderían dinero. Otra cosa es que, dada la volatilidad de estos precios, en la época de recolección la esperanza es que se incrementen lo suficiente para que haya beneficios, aseguran desde la coalición UPA-COAG Castilla y León.

Apuntan que sólo en Castilla y León los agricultores han pagado por los fertilizantes un sobreprecio que supera los 500 millones de euros desde que estalló el boom de precios. Estos inputs suponen casi la mitad del gasto que afrontan los agricultores y ganaderos de la región en costes de producción, concretamente el 44 %.

El resto de la factura total lo constituyen semillas, fitosanitarios y gastos energéticos. Hasta el boom que desbocó los precios, los campesinos de Castilla y León compraban fertilizantes y enmiendas por valor de 421 millones de euros, cantidad media anual de los últimos 10 años, según datos de las cuentas económicas de agricultura de la Junta de Castilla y León.

Algunos agricultores no han utilizado estos abonos simplemente porque no han podido pagarlos. De ahí que la cifra de toneladas de fertilizantes que anualmente se gasta en el campo de Castilla y León (1,1 millones de toneladas) también haya caído.

Desde la organización agraria denuncian especulación en el precio final de los fertilizantes y grandes ganancias de las empresas que los fabrican. Afirman que el mercado mundial de los fertilizantes, que se estima alcanza un volumen anual de 200.000 millones de dólares, está controlado por tan sólo nueve empresas, de las cuales sólo cuatro de ellas controlan el 33 % de toda la producción de fertilizantes nitrogenados.

El coste se ha triplicado desde la pandemia y las nueve empresas que dominan todo el mercado mundial de fertilizantes han aumentado sus beneficios un 440 por ciento, indican.

Un informe de dos organismos internacionales de defensa de la biodiversidad denuncia que los nueve fabricantes que copan el mercado mundial obtendrán 57.000 millones de dólares de beneficio en 2022

De 2021 a 2022, en Castilla y León, según datos de UPA-COAG, el precio del abono de fondo pasó de costar 290 euros la tonelada a 735. Los llamados abonos de una sola aplicación, NPK estabilizado, se ha disparado últimamente otro 20 por ciento, hasta alcanzar los 800 euros la tonelada y, los nitrogenados han vuelto a subir otro 25 por ciento hasta los 750 euros la tonelada. Sin embargo, en las últimas semanas, dadas las caídas de los precios del gas y la electricidad, la curva ascendente que mide los precios se aplana.

Publicidad

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

diecisiete − 16 =