Las Comunidades Autónomas decidirán si el barbecho pastoreado se admite para el pago verde

La decisión deberá tomarse, a más tardar, el próximo 20 de septiembre

La Ejecución de la Comisión Europea ha aceptado una petición realizada por España, de modo que se permite a los ganaderos utilizar para el pastoreo tierras que se encuentran en barbecho y que han sido declaradas como Superficies de Interés Ecológico en el marco del pago verde o “greening”. Las altas temperaturas y la ausencia de precipitaciones han producido el agostamiento prematuro de los pastos, así como el escaso desarrollo de los cultivos forrajeros.

Con esta decisión se autoriza, con carácter excepcional, a realizar pastoreo en estas superficies de barbechos que se declaran como superficies de interés ecológico, práctica no permitida de manera ordinaria para el cobro del greening en este tipo de superficies. La Decisión de la Comisión concede a cada Estado Miembro la posibilidad de definir las regiones afectadas por las condiciones climatológicas adversas en las que va a ser posible aplicar esta excepción en el pago del greening para la campaña 2019.

En consecuencia, y dado que a nivel nacional se ha logrado que toda España tenga la potestad de acogerse a la medida, ahora deben ser las Comunidades Autónomas las que decidan si la aplican y delimiten el ámbito territorial que tendrá esta decisión en su territorio.

Así, el Fondo Español de Garantía Agraria (FEGA) ha informado que la Comisión Europea ha establecido la posibilidad de aplicar determinadas excepciones en el cumplimiento de las obligaciones del pago verse en la campaña 2019 en las zonas afectadas por la sequía.

En concreto, para el año de solicitud 2019, las Comunidades Autónomas que así lo decidan, podrán estimar que las tierras en barbecho se consideren superficies de interés ecológico aun cuando dicha superficie haya sido objeto de pastoreo o hayan sido cosechadas con fines de producción.

Dicha excepción se aplicará únicamente a las superficies afectadas que hayan sido reconocidas formalmente por cada Comunidad Autónoma, como afectadas por la grave sequía en 2019. La decisión a la que se hace referencia deberá tomarse, a más tardar, el 20 de septiembre de 2019, incluyendo la delimitación de las regiones afectadas y formalmente reconocidas, y una estimación de la superficie agrícola que se beneficiará de dicha excepción.

Por último, El FEGA transmitirá toda la información recopilada a la Comisión Europea, a más tardar el 27 de septiembre de 2019. Dicha decisión incluye otras excepciones a obligaciones del pago verde que no son de aplicación en España, como las relativas a la consideración de superficies con cultivos intermedios y cubierta vegetal como superficies de interés ecológico.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

catorce − dos =